domingo, 16 de septiembre de 2018

Automatismo colectivo, CMSPS

CMSPS, Paisajes ininterrumpidos, 2009

Este pdf que hoy presentamos documenta la actividad de automatismo colectivo realizada por la Cabo Mondego Section Portuguese of Surrealism en los últimos diez años, con presencia de numerosas figuras del surrealismo internacional:

*

La única presencia discordante es la de Fernando Arrabal, sobre quien conviene siempre recordar (aunque ya llovía sobre mojado) el precioso vapuleo que le dio hace unos años Alain Joubert:

Ronda expositiva

Grace Pailthorpe, Vuelo de medianoche, 1936

Exposiciones en curso o de próxima inauguración, de Alexander Calder, Batlle Planas, Joan Miró y Grace Pailthorpe/Reuben Mednikoff:

viernes, 14 de septiembre de 2018

Poesía surrealista argentina

Acaba de publicarse este ensayo del poeta Carlos Barbarito sobre algunas figuras del surrealismo argentino, en concreto Víctor Chab, Roberto Aizenberg, Marcelo Bordese y Alejandro Puga. Al final, un poema dedicado a Juan Andralis, "Materia desnuda".

Víctor Chab, El teatro y su doble, 1998

jueves, 13 de septiembre de 2018

“Little shop of magic 2”


De esta exposición que se inaugura hoy poco sabemos, salvo que la organiza Wedgwood Steventon, que participa el grupo surrealista de Leeds entre otros y que tiene lugar en el Centre Space Gallery de Spode Works, Stoke-on-Trent, Inglaterra.

domingo, 9 de septiembre de 2018

Alberto Mayol

Alberto Mayol, collage n. 1405, 2016

Con una producción impresionante de collages, dibujos, óleos, acrílicos, acuarelas y esculturas, Alberto Mayol, ubicado en Barcelona, es una figura secreta, que reconoce su relación muy estrecha con el surrealismo en tanto aventura del espíritu y posición ante la vida. Su página recientemente abierta, y sobre la que hoy llamamos la atención, permite acceder a un mundo muy personal, que si en alguna ocasión evoca, consciente o azarosamente, los hallazgos de Chirico, Duchamp, Max Ernst, Magritte, Luca o Novak, deslumbra no solo por su fuerza inventiva sino también por su unidad poética.
En sus dibujos, Alberto Mayol parece sumergirse más en un sentimiento del absurdo social y metafísico, mientras que sus collages están más cercanos a los enigmas del surrealismo, con riqueza simbólica, choques llenos de sorpresas y la presencia muy frecuente del humor –que va de lo maravilloso a lo grotesco– y del signo de Eros. Junto a las piezas individualizadas hay también series, siendo de gran interés la del tarot con todos sus arcanos, la de las postales “interpretadas en su destino”, la de los “amantes de la tradición” y la de los ensamblajes en conserva.
Estas piezas de pequeñas dimensiones –¡más de mil quinientas!– van de 1975 hasta recientemente, revelando una constancia que solo puede provenir de una auténtica necesidad interior, ya que, entre otras cosas, Alberto Mayol solo ha expuesto en un par de ocasiones, durante los años 80, en Barcelona y Bregenz.
Este nuevo sitio, que me es tan grato presentar, se limita a lo esencial, o sea a reproducir una selección de la obra de Alberto Mayol, con algunos logros absolutos, como por ejemplo el que nos da la imagen que faltaba del mito de la sirena.

Alberto Mayol, collage n. 1471, 2017

Richard Misiano-Genovese: "Transgressive art and the freedom of will”

Misiano-Genovese ha escrito un prefacio a una serie de imágenes fotográficas que realizó en los años 80. Edita La Belle Inutile, donde ya han aparecido otras publicaciones suyas, y distribuye lulu:

viernes, 7 de septiembre de 2018

Infosurr, 134

Como de costumbre, Infosurr nos aporta mucha información, sobre el surrealismo y sus alrededores, parte de la cual ha sido ya tratada aquí, pero que recibe por lo general un mejor tratamiento en plumas más finas que la mía. Ejemplos: las notas de Guy Girard sobre La nuit succombe de Hervé Delabarre y sobre La loutre, le trappeur de Georges-Henri Morin, las de Laurens Vancrevel sobre Les sites du serpent de Guy Cabanel y sobre el n. 5 de Peculiar Mormyrid, la de Richard Walter sobre los textos de Brunius o la de Gérard Durozoi sobre Poèmes et aporismes de Giovanna.
Por otra parte hay libros y eventos de los que se da una información más rica que aquella de la que yo dispongo, como ocurre con Um novo continente de Floriano Martins enfocado por Laurens Vancrevel, y sobre todo con la exposición “The surrealist murmuration”, comentada por Michel Remy, de la que, como no hubo catálogo ni especial aireamiento, yo desconocía por completo que fue presentada –vibrantemente– por Patrick Lepetit y que estuvo dividida en once dominios, consagrados a Arcane 17, a Fuseli, a Cornucopia, a la Pasión, a lo Invisible Visible, a la Revuelta, a Alicia a través del espejo, a los Pasos Perdidos y las Sombras Vertiginosas, a los Fantasmas, a las Islas Flotantes y a Malcolm de Chazal (de quien John Welson, el organizador de la exposición junto a John Richardson, ha descubierto numerosas obras originales).
Es Michel Remy precisamente quien aporta una noticia por mí ignorada: la celebración en Carmarthen de una exposición conjunta de John Welson y Peter Spriggs, el pasado otoño.
Apuntemos por último las semblanzas de tres figuras desaparecidas el pasado año: Marie Wilson, Guy Prévan y Gilles Brenta.
Corresponde este número a los meses de noviembre y diciembre de 2017, por lo que Infosurr ha logrado ya, en formidable maraton, ponerse casi al día.

jueves, 6 de septiembre de 2018

Huesos


Se cuenta que el divino Marqués tenía en La Coste un cuarto adornado con huesos humanos, y que fue allí donde recibió a la Du Plan, una bailarina de Marsella. Pretexto nimio para remitir aquí a un viejo texto mío sobre las capillas de huesos en Portugal que acabo de recuperar, y que fue escrito para acompañar una serie de fotografías.
Mucho antes de estas fotos, ya había visitado yo (el mismo día que bajé a las cloacas) las impresionantes catacumbas dieciochescas de París, donde se acumulan muy ordenadamente los restos anónimos de cinco o seis millones de individuos. Este osario siempre ha sido visitable, excepto durante un período del siglo XIX en que se cerró el acceso al público debido al exceso de chistes y bromas que allí se prodigaban. El día 2 de abril de1897 se dio en la Rotonda de las Tibias un concierto de música fúnebre, ante una centena de espectadores, y existe la leyenda de que un ser fantástico, dotado de una prodigiosa agilidad, vaga solo, sin luz, por aquel inmenso laberinto subterráneo. Recuerdo por último que una de las maravillosas historias de Adèle Blanc Sec transcurre en estas catacumbas.
De las fotos que hice en París, pongo aquí la que supongo sea de la Rotonda de las Tibias, no aportando nada ninguna de las otras a las imágenes portuguesas, como no sea la del pórtico de entrada con el verso de Delille “Arrête! C’est ici l’empire de la mort”, entre columnas de rombos blancos sobre pintura negra.
capillas de huesos

*

Rik Lina me aporta esta foto suya del osario de Évora, que me hubiera gustado mucho sacar, al presentar también el tan portugués motivo de los azulejos:

Rik Lina, iglesia de San Francisco, Évora

domingo, 2 de septiembre de 2018

Fourier y el surrealismo

Jean Benoît, zarcillos y collar fourieristas, 1976

En su momento anuncié la aparición de un número de los Cahiers Charles Fourier dedicado a Fourier y el surrealismo, pero como ese número –el 27– iba a tener continuación, estaba yo aguardando por la publicación del siguiente para reseñarlos conjuntamente. El 28 ya ha visto la luz, pero no es aquel en que se ha producido esa continuación, por lo cual procedo a hacer la recensión del primero de ambos.
Debe señalarse que esta temática de Fourier y el surrealismo ha sido abordada ya en números anteriores de los Cahiers, y con notable fortuna. Hay, en efecto, un trabajo de Laurence Bouchet en el n. 5, otro de Gerard Roche en el 14 y un tercero de Guy Girard en el 17. Durante años yo estuve suscrito a estos cuadernos, y ya no sé por qué razón dejé de estarlo, aunque sí sé que esa razón nada tenía que ver con la calidad y el interés de sus números. Atesoro los primeros catorce, o no fueran estos los únicos “cahiers” que verdaderamente me interesan, junto a los de Benjamin Péret. Y es que me resulta imposible imaginar un surrealismo que no tenga como una de sus figuras pivotales a Charles Fourier –otros pocos “insustituibles”, aparte por supuesto André Breton, son para mí Rimbaud, Lautréamont y el triunvirato Cravan/Vaché/Rigaut.
(Un trabajo más reciente que debe sumarse a los tres citados es el de Joël Garaudy “En el espejo de las analogías. El surrealismo y Charles Fourier”, publicado en la revista Critique, n. 812-813, año 2015.)
Este primer cuaderno de los dedicados a Fourier “en el orbe del surrealismo” es magnífico. Se centra en la figura admirable de Simone Debout y lo coordinan y presentan Florent Perrier y Gerard Roche.
La primera parte se dedica a la correspondencia entre Simone Debout y André Breton, quienes son sin duda los nombres más importantes en la plena “recuperación” de Fourier. Estas cartas transparentan una mutua admiración y si siempre he sido reacio a que se publique cualquier epistolario, ya que las cartas son de una persona a otra y por tanto no han sido dirigidas, salvo tan abundantes como deshonrosas excepciones, a un público, en este caso no hay chismes ni vanidades, sino que se centran en el fervor de uno y otro interlocutor hacia la figura y la obra de Fourier. Simone Debout, perfecta conocedora del “socialismo romántico”, es siempre muy lúcida, no ahorrando críticas a la “eficacia” predicada por los marxistas ni siendo complaciente con patinazos como alguno que otro de la pareja Mascolo/Schuster. Breton deja apuntes interesantes sobre las dos exposiciones surrealistas internacionales de la época, o sea, E.R.O.S y L’Écart Absolu. Como ha señalado Gérard Durozoi en su fina reseña de Infosurr (n. 128), “sea cual sea el pretexto de la correspondencia, las dos escrituras son de un igual y permanente nivel que muestra franqueza constante, respeto recíproco y una atención excepcional a lo que cada uno dice, muy cómplice a pesar del alejamiento geográfico, ya que Simone Debout vivía entonces en Grenoble”. Las cartas van además precedidas de un bello recuerdo de Breton por Simone Debout.
Un segundo apartado incluye los textos de Simone Debout en el n. 3 de Bief, en el 5 de Le Surréalisme, même y en el catálogo de E.R.O.S, más los de Fourier en ambas exposiciones. Sobra decir que el Fourier en gloria es el del Nuevo mundo amoroso.
Jacques Hérold/Michel Butor,
Votez Charles Fourier, 1968
El tercer apartado reproduce los textos del suplemento dedicado a Fourier por Le Monde el 18 de mayo de 1967, con una excelente presentación, textos de Simone Debout (¡espléndidos!) y los testimonios de Raymond Queneau, Philippe Audoin y Roger Garaudy. Queneau reconoce la importancia decisiva de Breton en la asunción de un Fourier total. De Audoin podemos apuntar también el texto sobre Fourier inserto en su selección Raconteries (“Fourier l’harmonique”), mientras que el de La Brèche (1965) será reproducido en el próximo dosier de los Cahiers.
La sección siguiente se hace eco del número de Plural dedicado a Fourier en agosto de 1972, donde se incluían la Oda de Breton y textos de Octavio Paz y Simone Debout junto a material menos interesante. La presentación y el ensayo de Paz son ya clásicos, oponiendo muy bien Fourier a Sade, a Freud y a la tradición marxista. Michel Butor reconoce, como Queneau, la deuda decisiva con Breton a propósito de Fourier, ya que gracias a la Oda se lo ha podido “apreciar en su totalidad”. Y se transcribe íntegramente su poema que acaba “Votez Charles Fourier”, pegado sobre algunos muros parisinos en 1968 y que ilustra esta nota, con el dibujo de Jacques Hérold (al año siguiente fue publicado en forma de libro-rollo de seda, con siete aguafuertes en negro de Hérold).
Sigue el lúcido artículo de Annie Le Brun, aún no recogido en libro, “Un soñador sublime”, publicado en 1999, o sea cuando aún solo se habían sufrido “veinte años de cretinización neofeminista”, que por tanto ya van por cuarenta. Por último, hay un rico “cuaderno de ilustraciones”.
El segundo volumen de este conjunto ineludible estará organizado en torno a los archivos de André Breton, y suponemos será el número 29 de los Cahiers.

*

Dado que puede leerse como un homenaje a Fourier, y considerada su brevedad, aporto aquí el pdf de mi relato Lorelei del Sur, publicado en 1982:

miércoles, 29 de agosto de 2018

Miscelánea de agosto

La "rentrée" surrealista no puede anunciarse de mejor modo:


*

Ha aparecido un nuevo volumen en que se reúnen nombres del surrealismo, en concreto David Nadeau, Enrique de Santiago, Paul McRandle, Casi Cline, Steven Cline, Ody Saban, J. Karl Bogartte, Verónica Cabanillas Samaniego, Stuart Inman, Max Cafard, Brandon Freels, Dale Houstman y Philip Kane. Esta obra, de nombre Surrealists and outsiders la edita R. W. Spryszak en Thrice Publishing y lleva un prólogo suyo titulado “Surrealism isn’t dead” (algo que quizás ya sobre el insistir en señalarlo). En el enlace de Amazon se puede leer este escrito y consultar el índice:

*

Edición inglesa del número artaudiano de La Vertèbre et le rossignol:

*

Soapbox vuelve a deslumbrarnos con tres nuevas entregas que nos sacan de la modorra estival:
La carta de recepción lleva este bello ruego:
“Immigrati, per favore, non lasciatecci soli con gli italiani !
Migrants, s’il vous plaît, ne nous laissez pas seuls avec les français !
移民 -请- 请不要让我们 是唯一的 与 法国”
A las cuales, por lo que se refiere a mis circunstancias, añado:
“¡Inmigrantes, por favor, no nos dejen solos con los españoles!
¡Inmigrantes, por favor, no nos dejen solos con los canarios!”

Alice Massénat, dibujo, 2017

*

Soapbox noticia la aparición de una nueva entrega de Sevendoc, sobre Picabia. Como la película ha sido realizada por Rémy Ricordeau, que hizo un buen trabajo con Péret, ya la reseñaremos en Surrint, junto a la de Silbermann, que goza de buenas referencias.
La entrega de Picabia, con todo, aún no ha aparecido en catálogo:

*

También apuntamos, a partir de Soapbox, estas nuevas publicaciones de Jacques Abeille:

*

Nuevo número de Infosurr, que ya reseñaremos aquí, como lo haremos con la relevante antología de Jean Pierre Lassalle anunciada en este mismo enlace:

*

El 1 de septiembre se inaugura una exposición sobre el surrealismo en Suiza. Aunque como es sabido nunca hubo un grupo surrealista en Suiza, sí que hay muchos nombres suizos en el surrealismo. Los comisarios de esta exposición, en entrevista aparecida en el n. 5 de Surréalismus, aparte hablar de “la tendencia dogmática conocida en París”, consideran que en Suiza el surrealismo “fue casi exclusivamente un asunto de artes plásticas”, lo que es ignorar la revista Le La y la figura de Alain-Pierre Pillet. Pero es mucho pedir que se prolongue la mirada más allá de lo que se ha dictado considerar “histórico”

*

El número XXXVII de Mélusine interesa sobre todo por el dossier sobre el surrealismo en el Japón, donde habrá de todo como en botica. Damos el enlace de su índice y de la presentación de ese dossier:

*

Murió el 2 de agosto Claude Courtot, una de las figuras de L’Archibras. Para nosotros, aunque en las últimas décadas, apegado siempre a Jean Schuster, se dedicara a reivindicar la defunción del surrealismo “histórico” en 1969, fue ante todo el autor de Carrefour des errances, obra insolente y deliciosa, y de un muy importante libro sobre Benjamin Péret.

*

Importante registro de Marcel Duchamp en 1960:

*

Y sugestivo catálogo de la exposición de artistas checos en la Bretaña, incluyendo a Toyen y Krizek:


sábado, 25 de agosto de 2018

Poemas de Rodrigo Verdugo / Collages de Singwan Chong Li

Portadas de Singwan Chong Li para
Ventanas quebradas de Rodrigo Verdugo (2014)


Damos el enlace muy reciente de tres poemas de Rodrigo Verdugo, que acompañan sendos collages de Singwan Chong Li, y también otro enlace suyo que hemos podido localizar:

*

Es el momento apropiado para remitir al blog de collages de esta personalísima artista:

jueves, 23 de agosto de 2018

Grupo Hunebed, 1970

Uno de los trabajos de
Jan Holleman y Rik Lina
Aportamos este curioso documento que da cuenta de una exposición no rigurosamente surrealista, pero que sí forma parte del hervidero cultural de carácter radical que se hizo sentir felizmente durante el período de los años 60 y primeros años 70.
Hunebed era el nombre de una galería de arte etnográfico y surrealista que tenía en Amsterdam Elizé Bleys y cuyo nombre significaba “dolmen”. Así surgió la idea de reunir a una serie de artistas en Culemborg, durante el mes de agosto de 1970, celebrándose la exposición en el ayuntamiento de esa localidad, con la intervención de la banda de rock psicodélico neerlandesa Ahora Mazda.
Los trabajos conjuntos de Jan Holleman y Rik Lina anticipan el automatismo de Capa y de la sección surrealista del Cabo Mondego, y ofrecen el interés de ser hechos aprovechando la madera que aparecía flotando en el río.
De nuevo Rik Lina ha preparado un pdf rico en imágenes que enriquecen el documento. Elizé Bleys aparece en un par de fotografías, con un delicioso aire hippy.

sábado, 18 de agosto de 2018

Zuca en acción


Del infatigable Zuca Sardan (“poeta surrealista, bien sur!”) damos dos nuevas noticias. Con Floriano Martins acaba de publicar el “oraklo pyrosophico” Tarok Burutu, asequible directamente en pdf:
Por otra parte, el redescubrimiento de una importante publicación suya aparecida en 1872 (sic) lo ha impulsado a reescribirla y actualizarla. Ya el blog “Gran Hotel Insolación” llamó en primicia la atención sobre este manual tan influyente, con tanta fortuna que recibió dos magníficos y documentados comentarios de Ana Isabel Borges y Pierre Kazimir, de lectura inexcusable:

La “Cronología”, con buscador

Publico hoy la Cronología general del surrealismo en nueva versión pdf, ya que he detectado que al descargar la anterior versión no funcionaba el buscador, que tan útil puede ser en un documento de esta especie. Descargando ahora el documento, ya se puede utilizar esta herramienta.
cronología general del surrealismo

miércoles, 15 de agosto de 2018

“Dreamdew”, 14

Eileen Agar, El soñador, 1979

Nuevo número de Dreamdew, como siempre preciosamente diseñado y de contenido denso al máximo.
Se incluye la segunda parte de los sueños de Percy Goldwaith Smith y la primera de un ensayo de Georges Sebbag, más sendas comunicaciones de Bruno Jacobs y Guy Girard, esta implicando a Jean-Pierre Guillon y Adolf Wölfli.

domingo, 12 de agosto de 2018

Jean-Raphaël Prieto, “Chemin courant, branche morte”


Jean-Pierre Paraggio, frontispicio de
Chemin courant, branche morte,
de Jean-Raphaël Prieto
La Collection de l’umbo se enriquece y nos enriquece con un nuevo cuaderno poético, en que los poemas de Jean-Raphaël Prieto se encuentran con los dibujos coloridos de Jean-Pierre Paraggio, a quien pertenecen también las ilustraciones de portada y el frontispicio.
Jean-Raphaël Prieto forma parte del grupo surrealista parisino y de él noticiamos a fines de 2016 otra publicación en la misma colección, La belle affaire, hecha en colaboración con Ana Orozco:
Reproducimos ahora de Prieto dos páginas de Soapbox con un poema, un collage y una interesantísima muestra de su “crónica desenvuelta” (o “impertinente”, considerando que muchas veces la impertinencia es lo más pertinente).
collection de l’umbo: 


miércoles, 8 de agosto de 2018

Surrealismo y romanticismo

Víctor Chab, Usher, 1963

Hasta el 30 setiembre tiene lugar en Belfort la exposición “Imaginación soberana”, que, aunque con un alcance limitado, se ocupa de las relaciones entre el surrealismo y el romanticismo:

*

Aprovecho este motivo –y el relativo adormecimiento de noticias propio del estío– para incorporar aquí un ensayo aparecido hace una docena de años en el catálogo SurrealismoSiglo21, con motivo de un congreso celebrado en Tenerife y que contó con la presencia nada menos que de Jorge Camacho, Georges Sebbag, Sarane Alexandrian y Sergio Lima –el fallecimiento de Édouard Jaguer, a quien yo rendí homenaje con una conferencia,  no permitió lo que hubiera sido un repóker de ases.
Poco tiempo después, con motivo de los encuentros para el que debería haber sido un centro con el nombre de Óscar Domínguez y quedó al final en un cubil artístico como otro cualquiera, propuse como exposición posible una que se dedicara a las relaciones entre el surrealismo y el romanticismo. Juan Manuel Bonet, también presente, consideró no solo que debería ser la exposición inauguradora, sino que le asombraba el hecho de que nunca se hubiera llevado a cabo.
A veces he deseado rehacer el ensayo de SurrealismoSiglo21, pero siempre he abandonado el proyecto, ya que carezco del documento original y significaba más trabajo del que ya quiero hacer. Es ahora, con motivo de esta nota, cuando se me ha ocurrido componer un documento anexo en que me limito a registrar y ordenar un montón de datos que he ido acumulando (por desgracia, sin la constancia requerida), esperando que sea útil o curioso a las narices eruditas del surrealismo y de aquellos que, sin ser surrealistas, al menos tienen la probidad o inteligencia de ver el surrealismo como un fenómeno bien adentrado en el “siglo 21”.

Anne Ethuin, Víctor Hugo explicándole
las reglas del juego de Acapulco
a Sarah Bernhard 
 (1974)

sábado, 4 de agosto de 2018

Leeds Surrealist Group

Como anunciamos en su momento, el Grupo Surrealista de Leeds celebró recientemente la exposición “Derelict marvels”. Hoy reproducimos el folleto elaborado para la ocasión, que ofrece el interés de un magnífico texto firmado por los componentes actuales del grupo.



*


Es también una buena ocasión para incorporar a este espacio un par de referencias no anotadas antes. En primer lugar, el pasado 28 de junio dio Kenneth Cox una charla sobre Anthony Earnshaw (exactamente 7 días antes, publicaba yo en la página del Gran Hotel Insolación una entrada con las letras GHI de su alfabeto surrealista). Y en segundo lugar, llamamos la atención sobre la semblanza de Mike Peters (1947-2015) aparecida en la página del Grupo.
La noticia de Anthony Earnshaw permite que remitamos de nuevo, para quien aún no tenga la fortuna de conocerla, a la maravillosa página dedicada a esta personalidad intocable del surrealismo.

Kenneth Cox, Reptil, Padley Gorge, Derbyshire, 8-VII-18

domingo, 29 de julio de 2018

“Phoïbos”, París, verano de 1990

Ted Joans, Rik Lina, Tony Pusey y Anemiek Pusey,
París, 1990

He aquí otro interesante documento de la serie elaborada por nuestro amigo Rik Lina. Estamos en el verano de 1990 en París, hace pues 28 años. Se reúnen para una muestra del surrealismo Rik Lina, Bertalau, Hendrik Bekman, Fredy Flores Knistoff, Jorge Leal Labrín, Tony Pusey, Bo Weisland y Peter Wood.
El catálogo lleva un texto de Leal Labrín contra la servidumbre artística (que no ha hecho sino acrecentarse desde entonces, algo que en 1990 ya parecía imposible) y ofrece unas fichas de los participantes bastante ricas, sobre todo porque de algunos de ellos no hay el suficiente conocimiento. Así Bertalau, nacido en París en 1959, se presenta como el animador de “Crime” (Centre de Recherche et d’Investigation pour la Mise en Evidence”). De Bo Weisland se nos informa que es el inventor de dos nuevas técnicas automatistas –el “floomage” y el “cadrage”–, que ha ilustrado a Ulf Gudmundsen y a Joyce Mansour y que colabora en Phases y en Dunganon. La nota de Hendrik Beekman es especialmente rica, y es una pena yo no la haya conocido antes: se considera surrealista desde su encuentro con Moesman, continúa publicando la revista de arte Het Gerucht, es cofundador del grupo Sörplus (“elemento importante de la renovación de la actividad surrealista en los Países Bajos”), anima una galería surrealista en Amsterdam y, al igual que Lina y Pusey, ha estado también presente en la exposición surrealista de este mismo año en París, “La rumeur”, cuyo catálogo ya hemos reproducido aquí.
De nuevo se añaden al catálogo varias fotografías, como la que aquí destacamos, espléndida.

miércoles, 25 de julio de 2018

Indagaciones nocturnas de Simpson & Graubard

Gregg Simpson, Fado nights

Si algo goza de muy buena salud en el surrealismo es el lema ducassiano de que “la poesía debe ser hecha por todos”. Gracias a la generosidad de sus autores y a la diligencia informativa de la página “Surrealist NYC”, podemos acceder a esta nueva magnífica colaboración de Gregg Simpson y Allan Graubard, este partiendo de cinco imágenes del primero para hilvanar sendos relatos.
Magia especial tiene para mí el primero de ellos, en que se celebran los abismos del fado, una música que es puro sentimiento y que en su combinación de voz y guitarra exige del oyente la máxima concentración emocional (incluso, algo poco advertido, es una de las pocas músicas de raíz popular, si no la única, que nada tiene que ver con el baile).
“Sci-fi” nos lleva al mundo de los sueños, “Crash landing” viene enmarcado por una catástrofe y “Horn of plenty” es el texto más poético, el que más se fuga de lo narrativo. La quinta de estas joyas nocturnas es un homenaje al tío collagista del narrador, que deleitará a los muchos practicantes surrealistas del collage.
“Escucha las pulsaciones graves del viento noctámbulo que se eleva sobre las torres y se filtra a través de las grietas en las paredes donde dormimos bajo soles iluminados por la luna...”

domingo, 22 de julio de 2018

“Sol negro-Flor de revuelta”, 1969


“Sol negro-Flor de revuelta” es una exposición internacional del surrealismo que tuvo lugar en 1969 (“el año del girasol”) en La Haya.
La importancia de esta exposición es extraordinaria, ya que formó parte de una serie de manifestaciones del surrealismo que venían a refutar contundentemente la creencia chovinista de una serie de surrealistas franceses (encabezados por Jean Schuster) para quienes la “autodisolución” del grupo de París –muchos de cuyos miembros, además, iban a continuar en seguida la aventura surrealista– implicaba nada menos que una liquidación de todo el movimiento surrealista.
Quizás convenga aquí reproducir mis palabras en la Cronología general del surrealismo correspondientes al comentario de este año:

El 4 de octubre de 1969, Jean Schuster publica en Le Monde “El cuarto canto”, con la distinción entre “surrealismo histórico” y “surrealismo eterno”. Con anterioridad, en una carta del 19 de mayo de 1969 (“Nous savons tous”), Schuster afirmaba que en el extranjero sólo había un grupo surrealista, en Praga, y “en estado de disolución” (¡!), ignorando al grupo brasileño, al de Brumes Blondes, al de la revista TransformaCtion en Inglaterra (donde acababa de reanudarse la actividad colectiva surrealista después de dieciséis años, y con el apoyo de L’Archibras), al de Chicago (que estaba rápidamente adquiriendo un gran relieve), al de la Casa de la Luna en Chile (que al año siguiente llevaría a cabo la exposición “Surrealismo en Chile”) o al de Bratislava. Añádase el vasto movimiento Phases, de índole esencialmente internacionalista, que por pluma de su director, Édouard Jaguer, se negó a aceptar la “operación de eutanasia” que esto suponía, señalando el “policentrismo” que desde ese momento se abría. La decisión de Schuster y sus acólitos careció del mínimo apoyo internacional.
En el mismo mes de octubre, los liquidacionistas, ya libres de la etiqueta “surrealismo”, lanzan la revista Coupure, que se esfuma en enero del 72, tras siete números. Y obsérvese cómo simultaneamente a Coupure surge Analogon y se inician las segundas series de Les Lèvres Nues y de Phases, mientras continúan Brumes Blondes, TransformaCtion y Surrealist Insurrection, ninguna de ellas renegando de la palabra surrealismo.
De excepcional importancia (entre otras cosas porque se inauguró dos días antes de que se publicara “El canto cuarto”) es también la exposición holandesa, verdadera demostración de fuerzas del internacionalismo surrealista, y a la vez con una clara inserción en los movimientos revolucionarios de la época, aludiendo su título a la vez a los acontecimientos de mayo del 68 y a la revuelta de los provos holandeses.

Participaron en esta exposición, entre otros, Jorge Camacho, Mário Cesariny, Ted Joans, Schlechter-Duvall, Jan Elburg, Willem van Leusden, Rik Lina, Johannes Moesman, Geert van Mulken, los Rosemont, Cruzeiro Seixas, Kristians Tonny, Toyen, Laurens Vancrevel y Her de Vries.
El catálogo fue un número especial de Moksha, “boletín psicodélico de Amsterdam” que dirigía el doctor Hans Geluk. Por estos años, Rik Lina trabajó con él en esta publicación dedicada a la problemática de las drogas psicodélicas, realizando las cubiertas y la mayoría de las ilustraciones. Moksha tuvo catorce números entre 1968 y 1971, siendo el del catálogo el número 11. Se imprimía Moksha en la máquina de xerocopias de la universidad de Amsterdam, la primera máquina de este tipo –un cacharro mastodóntico– que funcionó en la capital holandesa. El número surrealista fue editado con la cooperación del Bureau de Recherches Surréalistes en Hollande y Brumes Blondes.


viernes, 20 de julio de 2018

“Soapbox”, 108-110


Siempre es un placer para el espíritu la llegada de un nuevo trío de Soapbox, esta vez correspondiendo al mes de junio:

miércoles, 18 de julio de 2018

Collages de Amparo Segarra


“La simplicidad y lo justo en el collage de Amparo” es una muestra de collages de Amparo Segarra, que tiene lugar hasta fin de año en la Fundación Eugenio Granell. Está acompañada por collages, entre otros, de Eugenio Granell, Philip West, Alex Januário, Ludwig  Zeller, Rodrigo Verdugo, Cruzeiro Seixas, Enrique Carlón, Gregg Simpson, Kenneth Cox y Anne Ethuin.

Amparo Segarra, La pera de Man Ray, años 70

*

Una exposición en el mismo centro de Magdalena Benavente fue clausurada hace unas semanas. Aunque la anunciamos hace un año, solo ahora dejamos constancia de ella:


domingo, 15 de julio de 2018

Luna llena de Susana Wald

Y seguimos hoy bajo el signo de la luna, ya que acaba de publicarse este libro de homenaje a Susana Wald:

Susana Wald, Luna llena, 2002

Alice Farley: una invocación a la luna

Este jueves, en Nueva York:


miércoles, 11 de julio de 2018

“Infosurr”, 133

Este número correspondiente a los meses de septiembre y octubre de 2017 ostenta en la portada la fotografía de un joven Max Schoendorff, motivada por la reseña que Georges-Henri Morin hace de la película de Dominique Rabourdin "Chez Max Schoendorff".
Guy Girard escribe sobre un reciente libro de Boris Wolowiec, a cuya interesante página remitimos.
Girard hace también una semblanza de Guy Flandre (1929-2015), como Richard Walter la de Gisèle Prassinos (1920-2015).
Por su parte, Laurens Vancrevel, como siempre, da eco a muchas noticias del surrealismo actual, dedicando notas a los últimos libros de J. Karl Bogartte (Mythologies), Allan Graubard (A crescent by any other name), Xesús González Gómez (O pronunciábel dia da sua morte) y Mattias Forshage (“and some unexplained occurrences of acquatic faunas”). Del libro de Michel Zimbacca y de su exposición da cuenta Joël Gayraud.
En suma, otro número que mantiene al día las “actualidades del surrealismo y de sus alrededores”, entre las de estas últimas la de una serie de eventos concernientes al centenario del dadaísmo, por Richard Walter, a quien le estamos siempre tan gratos.

sábado, 7 de julio de 2018

“Permanencia del surrealismo”, Velp, 1967

Willem van Leusden, Chantaje
Aunque no intervino en esta importante exposición, Rik Lina nos facilita el pdf de “Permanencia del surrealismo”, celebrada en Holanda durante la primavera de 1967, o sea entre la muerte de André Breton y la “autodisolución” del grupo de París, que supondría un reforzamiento del internacionalismo surrealista, del cual el Bureau de Recherches Surréalistes neerlandés ha sido siempre uno de los mayores paladines.
Una vez más, el catálogo correspondiente se ve enriquecido con imágenes concernientes, en este caso de Moesman –autor de la ilustración de la cubierta–, Camacho, Van Leusden, Dax, Tonny, Toyen, Elburg y Her de Vries, más la foto espectacular, extraordinaria de Wagenaar en su estudio.
Participaron en la exposición Jean Benoît, Adrien Dax (con imágenes transformadas y caligrafías), Jorge Camacho, Schlechter Duvall (con Al divino Marqués y El único auténtico retrato de Lautréamont), Elburg, Hermann, Janssen, Van Leusden, Moesman, Mimi Parent, Punte, Schroeder-Sonnenstern, Her de Vries, Tonny, Toyen, Laurens Vancrevel, Ysebacrt y Wagenaar.

El retorno de Arthur Cravan


Mucho se ha especulado sobre la muerte de Arthur Cravan y he aquí que reapareció vivito y coleando el pasado sábado en una revancha con Jack Johnson, celebrada en el recién inaugurado Gran Hotel Insolación:

miércoles, 4 de julio de 2018

Ediciones Evidence

Acaba de publicarse Phosphenic threadings de Will Alexander, en las ediciones Evidence.
Estas esmeradísimas ediciones artesanales, de una tirada entre los 50 y los 100 ejemplares, son animadas por el cineasta y collagista ecuatoriano Jean-Jacques Martinod, residente en Montreal y que reconoce su “tremenda afinidad” con el surrealismo.
Otra interesante publicación de Evidence es una carpeta donde intervienen varios artistas, entre ellos el citado Will Alexander y Susana Wald, pero mereciendo resaltarse también los nombres del poeta, collagista, cineasta y traductor rumano Julian Semilian, el artista, músico y compositor William Fields y el artista Robert Ruckman. Fields y Ruckman expresan plásticamente la perenne visión hermética y trabajan codo a codo, junto al compositor Samuel Allen Taylor, en el proyecto Jupiter Optimus Maximum.

William Fields, Gnostic Dawn-Ambriel-Gemini

Eloy Santos: “Elogio de la caja”


En la exposición relámpago de cajas poéticas que este fin de semana hicieron Marcos Isabel y Eloy Santos, este procedió a la lectura de un texto que, por su interés, incorporamos aquí.

Eloy Santos, El hada roja del cinematógrafo, 2018

sábado, 30 de junio de 2018

Eloy Santos/Marcos Isabel

Marcos Isabel, Botiquín

Eloy Santos, Ondina

Este fin de semana hay una muestra de cajas de Eloy Santos y Marcos Isabel en el Ateneo Cooperativo Nosaltres de Madrid, que cuenta frecuentemente con la presencia del grupo surrealista madrileño.
A las imágenes que presentamos, añadimos la del cartel de la exposición de cajas y collages de Eloy Santos que tuvo lugar en octubre de 2013 en Enclave de Libros, no reproducida aquí en su momento.

París, 1991/Amsterdam, 1992/Ruigoord, 2011

De nuevo la amabilidad de Rik Lina nos permite incorporar unos documentos de gran interés.
El primero nos lleva a la primavera parisina de 1991, con la exposición que reunió, bajo el título de “Fibra surrealista”, a El Janabi, Jorge Leal Labrín, Philip West y Rik Lina. Hay en el catálogo un texto de Alain Joubert sobre el primero, de Alain-Pierre Pillet sobre el segundo y de Édouard Jaguer sobre el tercero. Y hay una galería de fotos en que aparecen,aparte el cuarteto, Ted Joans, Elizé Bleys, Peter Wood, Bastiaan van der Velden, Miguel Flores Eloz y Alain-Pierre Pillet.
El segundo reproduce el número 3-4 del magazín anarco-surrealista Droomschaar, aparecido en 1992, y también ofrece imágenes de la presentación –con exposición incluida– en la librería de poesía Perdu (Amsterdam), aún felizmente sobreviviente.
El tercero da cuenta de una lectura internacional de poesía surrealista celebrada en Ruigoord en junio de 2011, con la participación de Beatriz Hausner, Rik Lina, Hans Plomp, Bastiaan van der Velden, Nina Zivancevic, Wijnand Steemers, Valery Oisteanu, Tenny Frank y Pieter Schermer. El texto de presentación de Laurel Vancrevel merece conocerse, así como las notas de presentación a cada uno de los intervinientes (yo lo he hecho a través del traductor de google, que permite una buena intelección de la sustancia del contenido).

Jorge Leal Labrín,
El embeleso del hechizo revelador en Sade
Rik Lina, L'amour fou