viernes, 21 de febrero de 2020

Gales: “Wellspring of the Imagination”


Prosigue en el País de Gales la exposición internacional surrealista “Surrealism: Wellspring of the Imagination”, organizada por John Richardson y John Welson y con obras, aparte las de ellos mismos, de Patrick Lepetit, Michael Löwy, Guy Girard, Ody Saban, Rik Lina, Gregg Simpson, Michel Remy, Laurens Vancrevel, Guy Ducornet, la Sección Surrealista del Cabo Mondego, Kathy Fox, Neil Coombs, Desmond Morris, etc. Secciones específicas “temáticas” incluyen obras que celebran (e incluyen) las dos muy notables publicaciones Arcane 17. A lodestar of the 21 century y Alice. The looking glass threw, reseñadas ya aquí en su momento.
Abierta hasta el 1 de abril, esta exposición contará el 6 de marzo con una sesión de lecturas a cargo de Jean Bonnin, Neil Coombs, David Greenslade, John Welson y John Richardson.













martes, 18 de febrero de 2020

“Dreamdew”, 21

Este nuevo número de Dreamdew traduce el ensayo sobre los sueños de Pierre Mabille y continúa con la Biblioteca Onírica. Esta incluye en su cuarta entrega un sueño en que yo mismo soy el bombo de la fiesta, por lo que me permito confidenciar mi sueño despierto de un libro compuesto, a todo color, por todos los números de Dreamdew, cuya lectura, por ejemplo en una playa solitaria, provocaría la irrupción nocturna de variopintos y fastuosos sueños.
En un capítulo bibliográfico, se da cuenta de un libro de Joseph Cornell con sus sueños y material inédito, cuya existencia no conocía, y que he incorporado de inmediato a la Cronología del Surrealismo.
“Je ne retiens de la vie que la saveur du songe / Je ne retiens des songes que l’honneur de la vie” (Gérard Legrand)




lunes, 17 de febrero de 2020

Yves Élléouët, Unica Zürn, Marcel Mariën

Carta astral de Yves Élléouët,
establecida por André Breton

Ha salido una recopilación poética de Yves Elléouët, cuyo único libro de poemas es Au pays du sel profond, publicado en 1979. Título: Dans un pays de lointaine mémoire. Recientemente dimos noticia de una preciosa monografía que le había dedicado Patrick Lepetit (Yves Élléouët, Farder la nuit) y hoy vamos a reproducir unas páginas excelentes que, dentro de un muy interesante ensayo sobre la poesía, le dedicó Alain Joubert en el número 12 de Le Cerceau, que en la primavera de 1997 era, con Supérieur Inconnu de Sarane Alexandrian, la única isla habitable entre las revistas de aparición regular.























*

Exposición con material extremamente interesante de Unica Zürn:

*

Gracias a Monique Van de Wouwer pasamos a tener información cabal y al día de lo que se refiere al surrealismo en Bélgica. A su historia, se entiende, porque el movimiento surrealista en Bélgica se encuentra hace años en estado de hibernación, por lo que se refiere a actividad colectiva. Ahora tomamos nota de la existencia de una Fundación Marcel Mariën, que no sé cómo él se hubiera tomado, pero que cuenta con la garantía de colaborar centralmente en ella Xavier Canonne.

domingo, 16 de febrero de 2020

Las ediciones de Javier Gálvez

Tras dos años sin las muestras poéticas de las ediciones que lleva Javier Gálvez en Madrid, algo a lo que no nos tiene acostumbrados, he aquí que reaparece con tres nuevas publicaciones, en cada uno de sus sellos: Ardemar, Si ne qua non y Solsticio.
Datado en agosto de 2019, Poemas para una estación inexistente porta un celebrado pasaje de Rimbaud –“et des fleures arctiques (elles n’existent pas)”– y es poesía amorosa “para Melusina”, pero también “para regalar a algunas de las constelaciones del cielo poético”, una serie de amigos del surrealismo entre los cuales el Gato con Botas.
Ya del año 2000 son Trayectoria del sueño y Tres principios de la imaginación, ambos acompañados de fotografías, como es habitual en Javier Gálvez. Trayectoria del sueño concluye con esta afirmación: “De todos los viajes que el ser humano puede realizar, el sueño es el más estupefacto, aquel que nos permite caminar sin rumbo fijo y nos transforma en nuestra propia línea de horizonte”.
Por último, de nuevo el poeta-fotógrafo revisa con su sorna peculiar algunos dogmas intocables de la ciencia occidental, en concreto el principio de Arquímedes, el teorema de Pitágoras y la primera ley de la termodinámica.
Se trata de ediciones casi confidenciales, como ocurre frecuentemente en el surrealismo: 15 ejemplares de los Poemas para una estación inexistente y 20 de los otros dos títulos.

Teorema de Pitágoras

jueves, 13 de febrero de 2020

Sonámbula: Delabarre, Lacomblez

Casi al mismo tiempo que Elutriation de Jean-Paul Martino, las ediciones surrealistas de Sonámbula han lanzado dos preciosos cuadernos poéticos, de sendos nombres señeros del surrealismo.
De Jacques Lacomblez, coincidiendo con la aparición de la monografía de Le Grand Tamanoir, aparece una segunda parte de Bois flottés, su carné de poemas y reflexiones. El primero se publicó en 2016 y correspondía a los años 2008-2015 (Ludovic Tac lo reseñó brillantemente en el número 129 de Infosurr), mientras que este cubre los años 2015-2017. De nuevo acompañan las palabras dibujos del propio Lacomblez.
La edición, de 150 ejemplares numerados, concluye con un intercambio epistolar de 1966 entre Lacomblez y Claude Tarnaud.


En segundo lugar, tenemos Du string de Hervé Delabarre, refrescante poema de un surrealista cuyos primeros libros aparecieron en 1960 y que ha llegado incólume al tiempo presente (es más, Du string enlaza con una de sus dos publicaciones de aquel año, Les dits du Sire de Baradel, aparecidas en las ediciones Peralta del gran Jehan Mayoux). La edición es de 70 ejemplares numeradas y el dibujo de la cubierta es de Bernar Sancha. Una nota final explica las “circunstancias” del poema (el texto de contraportada, que reproduzco seguidamente, es el comienzo de dicha nota). Y un comentario de Alain Joubert puede consultarse en el enlace que damos.


Sonámbula, en su incesante labor de extrema calidad, anuncia de Beatriz Hausner La vida de las plantas y de Guy Cabanel una continuación de su admirable Les cités légendaires.
delabarre joubert

miércoles, 12 de febrero de 2020

Jean-Paul Martino, en Sonámbula

Martino, en su tienda Woo Shop,
Vancouver, 1985

Sonámbula cumple su palabra y acaba de publicar Elutriation, de ese gran y muy poco conocido poeta que era –es– Jean-Paul Martino.
La edición, de tan solo cien ejemplares numerados, es una esquisitez, con numerosas tintas de Jean-Pierre Paraggio, quien ya acompañaba con sus dibujos el anterior libro de Martino, Osmonde suivi de Objets de la nuit. Dado que estos poemas fueron escritos en inglés, hay traducciones al francés, por Élise Aru y Guy Girard, y al español, por Fernando Palenzuela, que es lo mismo que decir que entre poetas anda el juego.
El prefacio es excelente, con el carácter testimonial que le da el hecho de que Grace Woo haya sido compañera del poeta durante muchos años, caracterizándolo como “un sabio místico”.
“Yo he visto muchas / cosas magníficas” (“La hora del oso”).

Extracto de la edición original de Elutriation

martes, 11 de febrero de 2020

Lurdes Martínez: una vida poética

Desde 1992 en el Grupo Surrealista de Madrid, Lurdes Martínez es una de las voces más interesantes del surrealismo en áreas hispánicas. Sus ensayos y sus poemas han sido siempre especialmente apreciados por quien esto escribe, y de ahí que aplauda con regocijo la feliz idea de recoger sus textos ensayísticos en un volumen que pasa a ser esencial en la biblioteca tan viva del grupo madrileño y en la del surrealismo actual en su conjunto.
Julio Monteverde, también en el Grupo Surrealista de Madrid, ha hecho un prólogo que no es de compromiso, sino en el que ahonda en el sentido unitario de las intervenciones de Lurdes Martínez a lo largo de casi dos décadas, “y es que todos los textos que componen este libro participan, en formas quizás diferentes pero sin duda complementarias, de la experiencia de lo maravilloso como momento de ruptura de la realidad consensuada, como lugar de percepción de esa otra posibilidad para la existencia”, con especial atención al fenómeno del azar objetivo, que ha sido desde sus orígenes una de las preocupaciones privilegiadas del grupo y de Lurdes Martínez en particular, muestra sobrada de lo cual hay no solo en los ensayos más enjundiosos, sino en textos breves y fulgurantes.
Saqueadores de espumas se divide en cuatro apartados que dan buena idea del contenido del libro: “La experiencia arruinada”, “La ciudad y sus grietas”, “Exterioridad” y “La experiencia reencantada”. La procedencia de los textos es variada, con destaque para la revista Salamandra y el periódico “observatorio del sonambulismo contemporáneo” El Rapto, pero, a diferencia por ejemplo de lo que ocurre con la recopilación de Annie Le Brun recientemente comentada aquí, no solo se puede ver el conjunto como un solo texto, sino que, como muy bien señala Julio Monteverde, ese texto único deja plasmada “la nítida forma de una vida poética”, y esto es tal vez lo esencial de Saqueadores de espuma, la involucración pasional de la autora en todo lo que nos refiere.
A los textos más conocidos, o sea a los que han ido apareciendo en las publicaciones del grupo (con piezas detonantes como “Perfil pasional de la orografía” o “Recorriendo la ciudad amnésica”, rotunda corrección al libro Walscapes. El andar como práctica estética de Francesco Carreri), se suman al final dos en libros colectivos, sobre sendas películas: la maravillosa L’Atalante de Jean Vigo, y la más ignota, pero también reivindicada por el surrealismo, La novia del pirata de Nelly Kaplan.
Es quizás el mejor elogio particular de este libro de Lurdes Martínez que, al reencontrarme con sus páginas de Salamandra y de El Rapto, en la mayoría de las ocasiones me hayan resultado muy frescas en la memoria, a diferencia de lo que me ocurre con tantas otras relecturas.
La abundancia de ilustraciones (la mayoría, fotos de la propia autora) redondea esta publicación, habiéndose integrado en general las que acompañaban las versiones originales.
saqueadores de espuma

Un maestro libertario